Archivo de la etiqueta: comunicacion

El Placer de Aprender: Autoeducación

Con la intención de producir una profunda reflexión sobre la educación en nuestra sociedad, he escrito este libro en el que abordo aspectos esenciales de la educación y su contribución a la construcción individual y social. A partir de nuestra reflexión, podemos construir nuestra propia forma de contribuir para una educación desde la integridad del ser humano para la integridad de la sociedad.

Es a través del conocimiento y de la reflexión que creamos coherencia entre quienes somos y donde vivimos, por esto, es esencial entender que cada uno de nosotros es parte fundamental en la educación de nuestra sociedad. Lo que hacemos en nuestro presente construye nuestro futuro.

Este libro de fácil lectura está disponible para envío por email.

Comunicar

La comunicación es un aspecto muy importante en nuestra vida, más de lo que podemos pensar. Hemos aprendido a comunicarnos de diferentes maneras a través de gestos, expresiones, palabras y actos para transmitir lo que pensamos y sentimos, la cuestión es aprender a comunicarnos de la manera más apropiada para nosotros, pues cada uno tiene un mundo mental, sentimental y físico diferente, por lo tanto es esencial conectarnos con nosotros mismos para comunicarnos con todo lo que somos.

Cuando percibimos la comunicación como una herramienta de construcción, entendemos que es esencial trabajar nuestra coherencia entre lo que sentimos, pensamos, decimos y hacemos, pues cada uno de estos aspectos fortalece lo que construimos.

Hay momentos apropiados para comunicarnos, para mantener el silencio, para transmitir lo que somos, para construir con todo y todos alrededor, la comunicación es la forma de expresar nuestra intención, a partir de aquí construimos nuestra vida.

Más allá de las etiquetas


Nuestra mente busca definir todo lo que vivimos para fortalecer nuestra identidad, pero podemos entrenarla para que se identifique con la seguridad de vivir en el presente.

Vivir en el presente implica entender que todo está en constante movimiento y que al mismo tiempo hay consistencia cuando construimos desde nuestra paz interior.

Somos todo, tenemos el potencial de construir paz dirigiendo nuestros recursos, de manera consciente, hacia ese propósito, las etiquetas integradas potencian esa construcción, estar totalmente alineados con cada una de nuestras decisiones de pensamientos, sentimientos, palabras y acciones es la base para ser la paz que queremos del mundo.

Nuestra experiencia más allá de las etiquetas revela nuestras verdaderas afinidades y nuestra autenticidad, nos permite aceptar que somos más de lo que pensamos y nos lleva a ampliar nuestra percepción sobre nuestra realidad.

La evidencia está en nuestra experiencia, depende de nosotros percibirla y decidir sintonizar con aquello que realmente queremos construir.

4 pasos para mantener la mente en el presente

Cuando interactuamos con nosotros mismos y con todo alrededor es importante ser conscientes de actuar más y reaccionar menos. Hoy vamos a concentrarnos en los pensamientos, lo que pasa por nuestra mente en cada momento.

En el 2016 participé en un entrenamiento para construir una comunicación mas asertiva y el mensaje es muy claro, cargamos diversos filtros de los cuales muchas veces no estamos conscientes, nuestros juicios y comparaciones basados en las propias creencias (que a veces nos da seguridad porque otras personas también las han comprado), y estos filtros hacen que nuestra mente esté siempre reaccionando a lo que vivimos en vez de estar presente (clic aquí para leer sobre decidir por convicción).

Muchas veces, si estamos hablando con alguien, empezamos a juzgar lo que dice, en nuestra mente, sea de manera positiva o negativa, y ya tenemos una respuesta preparada. En algunos casos la persona ni siquiera ha terminado de hablar y ya respondemos (antes de que se nos olvide). Y lo mismo hacemos continuamente en casi todo lo que hacemos. Cocinamos pensando en la hora, nos bañamos pensando en que ponernos, etc., cualquier situación vuelve nuestra mente un ocho cuando no somos conscientes de traerla al momento presente.

Hoy vamos a seguir estos pasos para traer nuestra mente al “aquí y ahora” y entrenarla para que actúe a partir del momento, en vez de reaccionar a partir de los filtros:

  1. Escoger una sola acción para enfocar la atención mental.
  2. Concentrarse en la persona y/o en la acción que está ocurriendo.
  3. Si aparece un pensamiento dejarlo pasar y volver al punto de concentración.
  4. Sentir, con todos nuestro sistema perceptivo, lo que se está viviendo.

A medida que practicamos siguiendo esos pasos, nuestra mente se va habituando al nuevo patrón de comportamiento y cambia nuestro estado de atención y conexión con la vida. Comparte este texto con quien pueda necesitarlo y cuéntanos tu experiencia. ¿Tu mente vive en el futuro, en el pasado o en el presente?

Con amor,
Ángel

Humanidad Consciente: Respetando las Diferencias

Es esencial que integremos perspectivas que nos permitan construir con más consciencia lo que realmente queremos como sociedad. Cuando decidimos acercarnos más, respetando las diferencias de creencias personales, logramos construir nuevas situaciones que nos permiten expandir nuestra percepción del mundo, ya que cada uno de nosotros tiene una percepción diferente de acuerdo a lo que vive.

En este momento tenemos la oportunidad de entender que mientras más nos enfocamos de manera constructiva e integrativa en las diferencias, más contribuimos para construir justicia e inclusión. Todos tenemos derecho a tener el conocimiento de que somos 100% responsables por lo que decidimos vivir, depende de nosotros enfocar nuestra energía para construir lo que deseamos (nunca depende de lo externo, es nuestra propia voluntad).

Estas iniciativas que he aplicado en mi vida, me han servido para expandir mi percepción del mundo y para construir relaciones más respetuosas e íntegras:

  1. ESCUCHAR: Estamos acostumbrados a oír (percibir el sonido), pero escuchar necesita práctica, pues para ello necesitamos entender que no todo lo que sabemos es lo que parece, que nuestra realidad no es la realidad que todos viven. Sólo así logramos percibir la información e integrarla a la situación poniéndola en perspectiva y a partir de ahí decidir si lo que tenemos para decir realmente construye y si necesita ser realmente expresado. Aprender a escuchar implica evitar dar respuestas automáticas o consejos que vienen de nuestra convicción de sentirnos superiores de alguna manera.

  2. EXPRESARNOS ASERTIVAMENTE: la expresión asertiva incluye coherencia, transparencia y neutralidad. Para practicarla necesitamos dejar a un lado los juicios, pues ellos no son la verdad absoluta, sino una percepción de la realidad de acuerdo a nuestra experiencia; saber qué queremos expresar y qué impacto queremos causar con ello, y actuar de acuerdo con lo que queremos cosechar en nuestra vida.

  3. INTEGRAR: asumiendo una postura integrativa al interactuar con el mundo, podemos percibir algo que puede ser útil en lo que queremos construir. Una frase, un video, un libro, etc., pueden ser la llave para abrir un mundo de posibilidades en nuestra vida. Partiendo de la base de que podemos aprender de todos y de todo, nuestra postura nos hace respetar y aceptar las diferencias.

Respetar las diferencias no quiere decir que tenemos que aprender a vivir todo el tiempo con todo el mundo al lado, sino que necesitamos aprender a convivir como sociedad para poder cosechar el respeto que tanto exigimos de los demás. ¿Somos realmente respetuosos para exigir respeto? (clic aquí para leer el texto sobre el respeto)

Con amor,
Ángel

6 Indicadores de Presencia y Gratitud

Para ponernos en contacto con nuevas formas de percibir el mundo es necesario que seamos más conscientes de nuestros propios procesos y de la forma en que ellos influencian nuestra interacción con el medio. En este proceso la mente es esencial, pues como aliada presente puede transformar profundamente lo que consideramos un hecho inevitable y, conectada al corazón, nos enseña a agradecer por todo lo que hay (clic aquí para leer sobre elevar nuestra experiencia).

Traer la mente al presente (clic aquí para leer sobre mente presente) es una de las mejores estrategias para poder percibir que el milagro de la vida está en los pequeños detalles, una sonrisa, un abrazo, un chiste, el sol entrando por la ventana, un té en buena compañía, un paisaje de concreto o de naturaleza que tenemos todos los días al frente, en fin, todo lo que parece igual y rutinario empieza a percibirse como único y maravilloso, sólo podemos percibir la unicidad de cada momento cuando nos permitimos ampliar nuestra percepción.

Aquí tenemos 6 indicadores que nos muestran que estamos más presentes y agradecidos.

  1. Prestamos atención a los más mínimos detalles
  2. Usamos con más intensidad nuestros sentidos para conectarnos con todo y todos
  3. Integramos mejor lo que percibimos y recibimos a lo que vivimos
  4. Percibimos la unicidad de cada momento
  5. Aprendemos más sobre las situaciones que estamos viviendo y las personas con las que nos comunicamos durante el día
  6. Nos transformamos constantemente alineados a nuestro propósito y al contexto social.

Escogiendo vivir la vida desde la gratitud y el aprendizaje infinito nos conectamos con otros ángulos de la misma realidad y logramos reconocer la magia en el ahora. Podemos escoger percibir cada momento como un milagro.

Con amor,
Ángel

Armonía de la Energía en Contexto

Todo es energía. Con esta frase se nos facilita mucho más entender cómo funciona nuestra creación como individuos sociales. En tiempos de competitividad en deportes, política, opiniones, etc., percibimos que ninguno de los dos extremos está correcto o equivocado, cada parte tiene puntos importantes que debemos considerar para construir de manera sólida con un mismo propósito: enfocar nuestra energía (atención, pensamientos, palabras, acciones, sentimientos) en construir una sociedad íntegra, en que la meritocracia consciente y la contribución sean la base (clic aquí para leer sobre ayuda y contribución).

Según la RAE, armonía es la proporción y correspondencia de unas cosas con otras en el conjunto que componen. A partir de esta definición podemos percibir que el motivo para que exista un extremo es su opuesto (clic aquí para leer sobre polaridades), de ahí viene la importancia de que construyamos lo más próximo posible de la neutralidad. ¿Cómo hacemos eso? Simple, podemos poner en práctica los siguientes puntos en nuestra propia experiencia:

  1. Descubrir nuestros talentos: todos nacemos con algún talento, es lo que hacemos bien naturalmente y nos mantiene en estado de flujo, tranquilos y creando.
  2. Desarrollar y contextualizar nuestros talentos: cuando hemos descubierto nuestros talentos, es necesario desarrollarlos e integrarlos al contexto social en el que estamos, manteniéndonos en nuestro propósito común.
  3. Contribuir: a medida en que nos especializamos, entendemos que es esencial contribuir con nuestra intención, pues cada pensamiento, sentimiento, palabra y acción enfocados en el propósito común nos permite construir de manera eficiente y sostenible.
  4. Permitir que la comunicación fluya: con un propósito en común la comunicación enfocada en ampliar perspectivas debe fluir para integrar conscientemente las posibilidades más apropiadas para el momento.
  5. Flexibilizar: todo propósito debe ser ajustado, pues todos estamos en constante transformación, así que a medida en que nos hacemos más conscientes percibimos que es necesario que seamos flexibles para integrar nuevos elementos y hasta descartar lo que sea innecesario para nuestro propósito.

Que nuestras palabras sean para construir y sugerir a partir de nuestra propia sabiduría (conocimiento y experiencia), que nuestros talentos estén al servicio de todo lo que existe, que asumamos la responsabilidad por nuestra propia energía y confiemos en que todos estamos comprometidos de corazón con la integridad, la transparencia, el respeto y la coherencia (clic aquí para leer sobre nuestra coherencia).

Con amor,
Ángel

Hijos Conscientes: 6 acciones para armonizar nuestro hogar

Somos todos hijos, a veces creamos vínculos con personas nuevas en nuestras vidas que nos acogen como familia, otras vivimos la experiencia con nuestra familia de sangre, lo cierto es que somos todos hijos y ser hijo es encontrar la manera de integrarse a los padres a través del respeto y el amor. Ahora que sabemos cómo ejercitar el respeto (clic aquí para leer el artículo sobre el respeto) podemos entender mejor lo que como hijos podemos hacer cada día.

Nuestros padres nos transmiten su experiencia y así nos muestran diferentes maneras de vivir. El hecho de tenerlos en nuestra vida no significa que tenemos que ser iguales a ellos sino que podemos aprender de ellos y enseñarles (clic aquí para leer el texto sobre diferencias). La familia es una estructura llena de diversidad en la que, al aplicar la aceptación y el respeto (clic aquí para leer el texto sobre respeto consciente), logramos enriquecer nuestros puntos de vista para integrarlos a nuestra experiencia.

Veamos algunas acciones útiles para armonizar la vida en familia siendo hijos más conscientes:

  1. Absorber lo mejor que haya en el medio evitando juzgar.
  2. Asumir la responsabilidad de nuestra vida, evitar culpar.
  3. Colaborar con la armonía y el mantenimiento del hogar.
  4. Establecer y respetar los espacios y límites (clic aquí para leer el texto sobre límites).
  5. Estar abiertos a la comunicación.
  6. Agradecer por ser y estar en familia.

En nuestro hogar podemos, de manera más tranquila, aprender a vivir por gusto, sin obligaciones. Cuando nos empoderamos de nuestro hogar descubrimos la importancia del trabajo en equipo. Como hijos debemos entender que somos todos diferentes y que para trabajar los desafíos que se presentan en la familia es importante que aprendamos a comunicarnos. Normalmente los padres dan lo mejor que pueden desde su experiencia, aunque a los ojos de algunos parezca lo contrario. Ni los hijos ni los padres tenemos manuales, por este motivo es importante que se cree un espacio sano de comunicación en el que se puedan expresar los puntos de vista en un ambiente de aceptación y respeto.

Yo decido hacer parte activa de la armonía y mantenimiento de mi hogar aquí y ahora. ¿Y tú?

Con amor,
Ángel

COMO SE ORIGINAN LOS LIMITES MENTALES

COMO SE ORIGINAN LOS LIMITES MENTALES 

Los seres humanos somos gobernados por el subconsciente, esto quiere decir  que lo que ahora eres, crees, haces y en general tu forma de ser, es producto de experiencias que has vivido  a lo largo de la vida, muchas de las cuales ni siquiera tuviste tiempo de analizar.

La influencia familiar, el entorno donde nos movemos (colegio, universidad, trabajo) juega un rol  en la estructura de nuestra mente. Las experiencias a los que diariamente nos encontramos expuestos han originado ideas positivas y otras negativas. Estas circunstancias  se convierten en la forma de encontrar no solo nuestros límites sino también en la herramienta para poder desarrollar habilidades o re descubrir talentos y no dejar que estos límites mentales se apoderen de nosotros.

Las barreras mentales tienen origen en algunas de las siguientes circunstancias:

 

Traumas y malas experiencias:

Cuando se tiene una mala experiencia con un alto efecto emocional, eso genera algunas barreras mentales para el futuro.

Por ejemplo: un niño que a menudo es reprimido y castigado severamente, puede volverse tímido, inseguro y quizás con tendencia a la violencia, pero también podemos encontrar personas que superan estas experiencias y se convierten en todo lo contrario.

El constante miedo a lo desconocido:

Es común el miedo a lo desconocido, por ello uno de los miedos más comunes es el miedo al éxito, el afán por permanecer dentro de la  zona de confort o comodidad  y siempre querer jugar a lo seguro. Para triunfar es obligatorio que venzamos esos pensamientos y empecemos a construir un camino donde el aprendizaje sea continuo, la disciplina empiece a forjar una nueva mente y la aventura o el deseo de descubrir y ver diferentes alternativas nos  lleven a dar unos buenos pasos .

Se quieren evitar incomodidades:

Es normal que queramos evitar incomodidades, por tal razón cuando establecemos metas que nos exigen grandes cambios y pasos, en varias oportunidades no somos  capaces de intentarlo, otros no soportamos la presión, pero cabe clara que cada vez somos más los que  podemos superar nuestras barreras mentales hasta triunfar.