padres constructivos

Padres Constructivos: 6 pasos para tener una relación asertiva con los hijos

 

Para que las relaciones sean constructivas necesitan inversión de tiempo y compromiso de las personas que están en ellas, sin importar su propósito o su naturaleza. Padres, hermanos, tíos, abuelos, nietos, primos, amigos, compañeros, profesores, alumnos, novios, esposos, clientes, empresas, etc, podemos mejorar nuestra vida observando como nos relacionamos y evaluando la constructividad de nuestras interacciones (clic aquí para leer sobre relaciones constructivas).

Cuando nos ponemos en el lugar de la otra persona podemos tener una percepción un poco más amplia y objetiva de lo que está sucediendo, pues logramos ir más allá de los títulos que tenemos que nos llevan, muchas veces, a actuar desde lo que pensamos que representan sin tener en cuenta que somos mucho más que eso. Como hijos al ponernos en el lugar de nuestros padres, entendiendo que hacen lo mejor que pueden desde su perspectiva, que nos han enseñado a vivir en este mundo, a través de su experiencia, y que sus emociones y sus miedos impulsan en gran parte la manera en que interactúan con nosotros, nos hace ser más conscientes de que como hijos podemos ser mejores apenas trabajándonos a nosotros mismos. No necesitamos tratar de cambiar a los demás, sentirnos bien con nuestra propia evolución y trabajo personal es suficiente para que las personas alrededor conozcan cosas nuevas que pueden ayudarlas a transformarse a si mismas.

Sabemos que como hijos tenemos la oportunidad de crear armonía con nuestros padres (clic aquí para leer sobre hijos conscientes) y es importante que como padres que somos, o que queremos ser, también asumamos la responsabilidad por actos que en realidad sean constructivos para la relación con nuestros hijos. Aquí tenemos 6 pasos para expandir nuestra consciencia como padres para tener una relación más asertiva con nuestros hijos:

  1. Entender que los hijos son del mundo y que necesitan un ejemplo de consciencia, autosuficiencia, contribución y respeto en casa para que puedan ser ellos mismos e integrar ese ejemplo en su vida para construir un mundo íntegro.
  2. Crear un ambiente en que haya expresión transparente y presencia total (momentos en que sólo haya tiempo y espacio para la comunicación familiar).
  3. Conocer y entender a si mismos (emocional, sentimental, física y mentalmente) para evolucionar constantemente y poder guiar a los hijos por ese camino  integral.
  4. Ser coherentes y buscar la manera más clara posible de explicar a los hijos lo que para ellos no está claro.
  5. Estimular la creatividad de los hijos y enriquecerla a través de nuevos conocimientos y experiencias.
  6. Enseñar a través del ejemplo la importancia de la claridad y el enfoque en lo que se quiere y la disciplina para actuar de manera asertiva.

Ser padres es la oportunidad de crecer en amor, de relacionarnos con otra generación para enriquecer nuestra propia experiencia, de construir el mejor ejemplo posible para que ese legado evolucione y toque más corazones. Ser padre es sembrar la mejor semilla, regarla, cuidarla y dejarla florecer.

Agradezcamos a nuestros padres por el lindo trabajo que han hecho con nosotros y permitámonos florecer para ser personas cada vez más conscientes, responsables y constructivas, y llevemos esa construcción a nuestros hijos.

Con amor,
Ángel

Contacto:

Email: empowered.angel@outlook.com
WhatsApp: +57 305 3715480

Artículos PEAhttps://empoweringangle.com/category/angel/
Linkedinwww.linkedin.com/in/empoweredangel
Instagramhttps://www.instagram.com/empowered.angel/
Facebookhttps://www.facebook.com/empowered.angel0/

 

One Comment

Comenta